España Copa Davis Gran Bretaña
Ramos ha sido el héroe de la eliminatoria con sus dos victorias en individuales. Foto EFE.

Albert Ramos cierra la victoria española con un triunfo de autor

La baja de Andy Murray y la ausencia final de Kyle Edmund hacían prever una eliminatoria cómoda para España en esta primera ronda de la Copa Davis, sin embargo, el tenis y esta competición han vuelto a demostrar su magia y han obligado a España a sacar el pico y la pala para avanzar hasta los cuartos de final.

Del triunfo español han tenido mucha culpa, especialmente, Albert Ramos y Pablo Carreño, sin restar mérito a Feliciano López y también a Roberto Bautista quien, pese a caer el primer día, el desgaste que hizo a Cameron Norrie fue decisivo para el punto definitivo de este domingo.

Al sol de Marbella, que acompañó a los jugadores los dos primeros días, se unió el talento de un equipo español que supo competir sin su buque insignia, Rafa Nadal. Albert Ramos ejerció de número uno, ganando sus dos duelos individuales y el estrenado dobles entre Carreño y Feliciano López demostró que se puede confiar en ellos. Sacaron adelante un partido vital, en tres sets y en el punto fuerte de los británicos, con Jamie Murray y Dominc Inglot al otro lado de la red, dos especialistas consumados en la materia.

Albert Ramos, héroe

Sin embargo, hay que resaltar el buen papel ejercido por los ingleses, sólidos en la pista y calientes en las gradas. Muchos británicos acudieron a las pistas del Puente Romano y echaron una mano a los suyos, especialmente a un bendecido Cameron Norrie, pesadilla española durante todo el fin de semana.

Debutante en la competición, derrotó a Bautista el primer día remontando un 2-0 y ofreciendo un tenis nunca visto en su raqueta. Llevó el miedo al equipo nacional y puso contra las cuerdas a Ramos en la última jornada. Nunca se dejó atrapar por la presión o el miedo y Albert Ramos tuvo que emplearse a fondo para que la eliminatoria no tuviera que decidirse en el quinto punto.

Fue un último partido de aúpa, de levantar situaciones difíciles, de sobreponerse al juego de un Cameron Norrie liberado, sin miedo y sin nada que perder. Gracias a su mejor hacer en los dos tie breaks del partido -en el primer y en el tercer set-, Albert Ramos fue capaz de sacar adelante un partido que parecía envenenado.

Con un grito suyo y otro del capitán debutante, Sergi Bruguera, España cerraba la eliminatoria.

Alemania, próximo rival

Así pues, pese al sufrimiento inesperado y los nervios acontecidos durante los tres días en Marbella, España estará en los cuartos de final, inmersa en la carrera por la Ensaladera de 2018. Sin embargo, el camino está lleno de espinas. Si duro ha sido este envite contra los británicos, más lo parece el que habrá que tener ante los germanos, con ese talento innato llamado Alexander Zverev liderándolos. Pero eso será en abril, del 6 al 8.

Algo que ya ha hecho en esta de octavos ante la potente Australia. ‘Sascha’ ha sido el gran héroe teutón, imponiéndose en el punto decisivo de la eliminatoria al también joven Nick Kyrgios. 

practicodeporte@efe.es

Te puede interesar

davidovich davis experiencia

Davidovich y su semana con los grandes de la Davis

Alejandro Davidovich, campeón del junior de Wimbledon, forma parte como invitado del equipo español de Copa Davis que disputará desde este viernes la primera eliminatoria ante Gran Bretaña.