Sara Hurtado Kirill Jalyavin PyeongChang
La pareja española va con mucha ilusión a los Juegos de PyeongChang. Foto Archivo EFE.

Sara Hurtado y Kirill Jalyavin no quieren irse de PyeongChang sin diploma

Ignacio Ortega

La pareja española de patinadores Sara Hurtado y Kirill Jalyavin competirán en los Juegos Olímpicos de Invierno de PyeongChang con la firme ilusión de hacer historia y terminar entre los ocho mejores del mundo.

“Nuestro objetivo es ir a por el diploma. En realidad será una competición contra nosotros mismos. Mejoramos en el Europeo -donde fueron octavos- y ahora queremos dar el siguiente paso, para que sea la traca final“, comentó a Efe Hurtado al término de un entrenamiento.

La patinadora madrileña ya sabe lo que es competir en unos Juegos, ya que fue decimotercera en Sochi 2014 con Adrián Díaz, y cree que mejorar ese puesto junto a su nueva pareja sería “espectacular”.

Hace dos años recibió una segunda oportunidad, cuando Jalyavin , de origen ruso al que conocía desde su etapa júnior, le llamó y no está dispuesta a desaprovechar a sus 25 años la ocasión de alargar su carrera lo más posible, aunque para ello tenga que vivir en la lejana Moscú.

“Estamos preparados al cien por cien. Tenemos muchas ganas. Incluso se está haciendo larga la espera, ya que la temporada ha sido muy intensa. Llegar a los Juegos ya ha sido el objetivo. Ahora, se trata de disfrutar y apreciar cada segundo”, señala.

“Tirarse de nuevo a la piscina”

Para Hurtado, que anunció su retirada en octubre de 2015, trasladarse a Moscú ha sido igual que “tirarse de nuevo a la piscina” y “casi como aprender a patinar desde cero”.

“Tenía el estereotipo que tenemos todos de los rusos, de que son muy fríos, que lo vas a pasar muy mal. Pero, para nada. Todo lo contrario. Me he encontrado una gente con un corazón inmenso. Si les caes bien de repente te conviertes en familia”, asegura.

Se encuentran en un gran estado de forma. Foto Archivo EFE.

Hurtado “afila” los patines en las instalaciones situadas junto a uno de los pabellones olímpicos de Moscú 1980 y vive a apenas unos cientos de metros de distancia, frente a la principal mezquita de la ciudad.

“Eso de que alguien crea que eres la mejor pareja para su niño del alma, se lo voy a agradecer toda la vida. Esa confianza que han tenido en mí. Me ha ayudado muchísimo”, comenta.

Reconoce que “la técnica rusa es muy especial, ya que tiene muchísima potencia“, pero ella acude a entrenar diariamente “en modo esponja” y califica la experiencia como “muy bonita e interesante”.

Kirill “es un patinador excepcional”

No ahorra elogios para Kirill. “Es un patinador excepcional y, además, tiene la paciencia para dejarme explorar a mi ritmo. Nos hemos dejado espacio para ver nuestras fortalezas y debilidades”.

Nos hemos entendido muy bien. Forzar las cosas se nota mucho en competición. Dejarnos espacio nos ha beneficiado mucho para compenetrarnos. De hecho, en poco tiempo nos hemos visto compitiendo con mucha presión”, destaca.

Jalyavin, de 27 años, reconoce que decidió llamar a Sara porque estaba convencido de que sería su pareja ideal, tanto por la calidad de su patinaje y por su expresividad, como por sus datos físicos.

“Sabía que estaba libre. Sabía que nos compenetraríamos bien. Al principio fue difícil. El primer año no éramos capaces de hacer ni una solo pirueta, ni la más simple. Ahora, ya va todo bien”, precisa a Efe.

Les entrena Alexexandr Zhulin, uno de los técnicos más respetados del mundo y que saboreó el éxito como patinador en los Juegos, además de ser campeón europeo y mundial tras la caída de la URSS.

“Es un gran entrenador. Ha entrenado a campeones olímpicos. Su último consejo es que no cambiemos nada en el programa. Que le demos más emoción y potencia. Es el momento más importante de los últimos cuatro años. Debemos darlo todo“, asegura.

Jalyavin, que recibió hace apenas un mes la autorización del Comité Olímpico Ruso para competir en PyeongChang, se declara “feliz” de ser ciudadano español.

“Si represento a España, debo ser español, si no sería como en los clubes de fútbol, en los que juegan futbolistas de países diferentes. Si defiendo la bandera de España, debo ser ciudadano de ese país. Es lo más correcto y justo”, señala.

En su opinión, en el reciente Europeo estuvieron “muy bien” y “casi todo” salió como lo habían planeado, pero considera que si quieren mejorar deberán patinar “con mayor potencia”.

Carlos Santana y el Quijote

A PyeongChang llevarán dos canciones de Carlos Santana al programa corto: “Oye como vas” y “María, María”.

“Al largo hemos elegido El Quijote, pero le hemos dado un toque especial, flamenco, en homenaje a la cultura española. Gracias al gran Antonio Nazarro, que nos ha ayudado con la coreografía. Creo que nos ha salido un programa para recordar”, explica Sara.

En cuanto al resto del equipo español, que estará integrado por una docena de deportistas, cree que habrá tres opciones de medalla, entre las que destaca a Javier Fernández, al que ve muy seguro y dispuesto a todo.

practicodeporte@efe.es

Te puede interesar

lucas eguibar abanderado juegos

Lucas Eguibar será el abanderado español en los Juegos de PyeongChang

Lucas Eguibar será el abanderado español en la ceremonia de apertura de los Juegos Invierno de PyeongChang 2018, según ha anunciado el Comité Olímpico Español.