ajedrecistas ciegos valery salov
El ajedrez, uno de los deportes más integradores. Foto ONCE

Ajedrecistas ciegos practicarán con el Gran Maestro Valery Salov

Un grupo de expertos ajedrecistas ciegos o con discapacidad visual grave, de la Federación Española de Deportes para Ciegos (FEDC), asisten del 17 al 21 de febrero, en El Escorial (Madrid), a un curso de excelencia y perfeccionamiento impartido por el Gran Maestro ruso Valery Salov.

Valery Salov, Gran Maestro de 54 años y natural de Breslavia (Polonia) fue el tercer mejor jugador del mundo de ajedrez a mediados de los 90, sólo superado por los legendarios Anatoly Karpov y Garry Kasparov.

Los afortunados miembros del equipo de ajedrez de la Federación son Enrique López (Cataluña), Miguel Llaneras (Castilla-La Mancha), Antonio Quintero y Ángel Mesa (Andalucía), Francisco Balmiza (Madrid) y Valeriano Septién (Tenerife).

En este curso se analizará la carrera ajedrecística del genio norteamericano Paul Morphy, quien dominó el ajedrez mundial desde 1858 a 1863, en los años anteriores a la creación del Campeonato del Mundo de ajedrez.

Los ajedrecistas ciegos podrán mejorar su nivel de juego con el aprendizaje de nuevas técnicas, a través de la interpretación del ajedrez de esta auténtica figura mundial. Las sesiones matutinas se dedicarán, en general, al estudio monográfico del estilo de Morphy, mientras que las tardes se repartirán entre el estudio y resolución de problemas y el análisis de algunas partidas de actualidad.

Salov obtuvo el título de Maestro Internacional en 1984 y el de Gran Maestro en 1986. Fue campeón del mundo sub-16 en 1980 y campeón europeo Junior en 1983 y 1984.

El ajedrez, deporte integrador

El ajedrez es un deporte de larga tradición entre las personas con discapacidad visual, por su facilidad para practicarse de forma integrada en las competiciones con personas videntes.

Para la práctica del ajedrez, los ciegos necesitan sólo algunas adaptaciones en el material de juego. Por ejemplo, el tablero tiene los cuadros negros ligeramente más altos que los blancos para hacerlos diferentes al tacto.

Además, las piezas negras llevan, en su parte superior, una protuberancia que las distingue de las blancas. Cada casilla del tablero tiene un orificio en el centro, en el que se insertan las piezas a través de un pequeño vástago que éstas tienen en su parte inferior. Mediante este sistema, las manos del jugador pueden tocar todas las piezas sin derribarlas.

Las partidas entre ajedrecistas ciegos se juegan en dos tableros. Cada uno de los jugadores mueve las piezas en su tablero de modo que, al tocarlas, no moleste ni sea molestado por su contrario. Los relojes de ajedrez disponen de un mecanismo de voz con auriculares para acceder al tiempo de juego.

practicodeporte@efe.es

Te puede interesar

ii liga ajedrez fundacion unicaja

6.000 escolares se dan cita en la II Liga de Ajedrez Fundación Unicaja

Un total de 6.000 escolares de más de medio centenar de colegios de la provincia de Málaga disputarán las rondas clasificatorias de la II Liga de Ajedrez Fundación Unicaja, de donde saldrán los 600 participantes de la final que se celebrará en el mes de junio.