Canicross Villalba
La localidad madrileña de Collado Villalba celebrará este domingo la sexta edición del "Canicross popular y solidario". Foto Diputación de Palencia

Villalba celebra la sexta edición del Canicross popular y solidario

La localidad madrileña de Collado Villalba celebrará este domingo la sexta edición del “Canicross popular y solidario”, una iniciativa encaminada a fomentar el ejercicio saludable entre los ciudadanos y el cuidado de las mascotas.

Así, el Ayuntamiento ha organizado una jornada de adopción animal para el sábado de 11:00 a 19:00 horas en el Salón El Capricho con charlas, talleres, sorteos, exhibiciones y pasarela de adopción.

Carrera Solidaria

El parque de la Dehesa será el escenario del Canicross, que en esta edición tendrá un componente solidario gracias a la empresa colaboradora Agrizoo que donará 20 kilos de comida para perros por cada participante, destinada a las protectoras de animales “SOS Galgos 112” y “De Cero Adopta Uno”.

Cada participante podrá elegir a cuál de estas dos entidades se entregará el alimento.

Se han establecido dos categorías: junior (hasta 14 años) con un recorrido de 1.400 metros y senior, con un recorrido de 4.200 metros.

Inscripción gratuita

La inscripción es gratuita y podrá realizarse en la Concejalía de Sanidad, Agrizoo, o en la zona de salida del Canicross, hasta media hora antes del comienzo de la carrera.

La prueba comenzará a las 12 horas y los corredores deberán acudir equipados con material deportivo y sus perros deberán estar sujetos con su correspondiente arnés y correa unida al cinturón.

Además, los perros habrán de someterse a una inspección veterinaria previa con cartilla de vacunación y tarjeta de identificación.

Se han establecido tres premios en cada una de las categorías, junior y senior.

practicodeporte@efe.es

Te puede interesar

alex txikon iglu

Alex Txikon pasa su “mejor noche” en un iglú en su expedición al K2

Alex Txikon y su equipo superaron con éxito la construcción de un iglú, uno de los grandes descubrimiento de esta expedición al K2, donde el alpinista vizcaíno vivió "la mejor noche de descanso" en un campo base invernal.