Practico Deporte
Kristina Palten Irán
Kristina Palten desafió a sus miedos y prejuicios para recorrer un país al que llegó con una lista de 22 'miedos'. Foto: Soroush Morshedian

Kristina Palten cruza Irán corriendo ‘Sin miedo’ durante 59 días

Kristina Paltén (Piteå, Suecia, 1971) vive en Estocolmo y después de haber trabajado durante veinte años como ingeniera de telecomunicaciones, abandonó su carrera profesional para dedicarse a su gran pasión, el atletismo.

En 2015, durante 59 días, desafió al miedo y a sus propios prejuicios para atravesar sola y corriendo Irán, en una aventura que ahora ve la luz en forma de libro bajo el título ‘Sin miedo‘ (ediciones Maeva), pero que antes también se pudo ver en un documental como un buen testimonio contra la intolerancia.

Kristina Palten decidió atravesar Irán sin tener antes ninguna conexión previa con el país. Durante dos meses, se desafió a sí misma y a sus propios temores por lo desconocido y sus propios prejuicios sobre lo que significa un país musulmán para una mujer solitaria que corre 1.840 kilómetros.

Kristina Palten
Kristina tuvo que taparse la cara para recorrer algunos tramos del camino a lo largo de Irán. Foto: André Larsson

“Sentirse musulmán se ha convertido en sinónimo de terrorista o fundamentalista y hay alrededor de 1.500 millones de musulmanes en todo el mundo hoy. Supongo que la mayoría de ellos son realmente buenos y por eso con esta carrera quería cuestionar mis propios prejuicios, aprender más sobre una cultura que conozco poco y conocer a mucha gente. Espero que mi carrera contribuya a una mayor apertura, confianza y tolerancia tanto dentro de mí como en el mundo”, confiesa Kristina.

Sin Miedo

La película sigue a Kristina antes, durante y después de su carrera y retrata tanto su carrera como también su viaje interior. Es un viaje en el que desafía sus propios prejuicios y los ajenos al conocer a la gente de la que tanto ha oído hablar y con la que se encuentra en la carretera.

Para asegurarse de que Kristina estaba realmente sola, el cámara que grabó la película estuvo solo con ella en la carretera en Irán durante ocho de los 58 días de la carrera.

Antes de viajar a Irán, Kristina tenía miedo a que la golpearan, la violaran, la robaran o incluso la asesinaran. También le asustaba el calor y la mortalidad en los accidentes de tráfico del país, una de las más altas del mundo. Entonces decidió apuntar en un folio en blanco una lista de las cosas que más temía. Le salieron veintidós, un número que no la desanimó.

 

“Revisé todo lo que podía hacer para evitar que estos temores se hicieran realidad. Al hacerlo, el miedo se convirtió en algo que podía manejar. Pero el miedo siempre tiene una parte irracional y tienes que saltar al agua helada para saber si está realmente fría o es maravillosa”, señala en su libro Kristina.

“Había decidido que nunca iba a dejar que el miedo gobernase mi vida. No quería dejarlo gobernar en la sociedad en la que vivo. ¿Y sí pudiera hacer algo para fomentar la confianza en vez del miedo?”. Esa fue la máxima con la que Kristina emprendió su aventura.

El relato de esta ingeniera y aventurera sueca es un compendio de momentos inolvidables y peligrosos, pero también un viaje interior que fomenta la confianza, la apertura y la tolerancia hacia sí misma y hacia los demás.

 

practicodeporte@efe.es

Te puede interesar

Beatriz García desierto Nueva Zelanda

Beatriz García desafía a la aventura en el desierto de Nueva Zelanda

La barcelonesa Beatriz García Berché, primera mujer española que finalizó los 4Deserts quedando en segunda posición en la prueba de la Antártida, afronta con optimismo su nuevo reto, una carrera de 250 kilómetros por la isla de Sud en Nueva Zelanda, entre el 3 y el 9 de marzo.