medallas mundiales piraguismo junior sub-23
Pablo Graña y el K4 femenino en el pdio. Foro RFEPiragüismo

España suma 5 medallas en Mundiales Piragüismo junior y sub-23

Dos medallas de oro y tres de plata ha sumado la representación española en los Campeonatos del Mundo de Piragüismo Sprint, categoría sub-23 y junior disputados en Rumanía.

Las medallas de oro fueron para el k4 500 metros, sub-23, compuesto por Pelayo Roza, Albert Marti, Juan Oriyés y Pedro Vázquez, que marcó en meta un tiempo de 01:20.656. La segunda plaza fue para Bielorrusia en un apretado final, que acabó a solo 56 milésimas.

La otra medalla dorada se la colgó Pablo Graña en C1 200 metros, junior. Empleó un tiempo de 42.316. La plata fue para el ucraniano Denys Filatov, a seis centésimas.

Platas femeninas

Si las dos medallas de oro fueron en categoría masculina, las tres de plata fueron en la femenina. Así Camila Morison y Laia Pelach acabaron segundas en los 500 metros K2, categoría sub-23. La pareja española llegó a meta tras las Justyna Iskrzycka y Paulina Paszek, que marcaron un tiempo de 01:42.316. Morison y Pelach entraron a solo 204 milésimas.

La segunda plata obtenida en esta última jornada, fue para María Pérez y Antía Jacome, en los 500 metros sub-23 C2. Las españolas entraron con un tiempo de 46.544, a poco más de medio segundo de las ganadoras, las serbias Nikolina Mijuskovic y Nikolina Milic.

El sábado, se consiguió la primera medalla en el K4 junior 500 metros, compuesto por  Carolina García, Barbara Pardo, Carla Sieiro y Aida Bauza. La embarcación española marcó un tiempo de 01:49.980, a menos de medio segundo de las ganadoras, el cuarteto húngaro.

 

Además, pudo haber aumentado el número de medallas, debido a los cuatro cuartos puestos de la jornada del sábado.

practicodeporte@efe.es

Te puede interesar

reto pelayo vida annapurna 2018

Cinco mujeres, protagonistas del Reto Pelayo Vida Annapurna 2018

La zaragozana Cecilia Bona, junto a otras cuatro mujeres supervivientes de cáncer de mama, protagoniza el Reto Pelayo Vida Annapurna 2018 y pondrá rumbo el próximo 12 de noviembre al valle nepalí del Annapurna para demostrar en un reto en bicicleta que "hay mucha vida tras el cáncer".